jueves, 31 de diciembre de 2015

BIENVENIDO 2016!

Que el esperado 2016 nos encuentre juntos y llenos de proyectos. Unidos y en paz lograremos cumplir con todo lo que deseamos con el corazon. FELICIDADES PARA TODOS!!!

domingo, 20 de diciembre de 2015

LA NAVIDAD EN EL NOA ARGENTINO



Desde principios de Diciembre, en todo el Noroeste Argentino se vive la navidad de una manera muy, pero muy especial. “La devoción de la gente se advierte con mayor expresividad en el despliegue del pesebrismo y de las Adoraciones al Niño”.
Tal vez la provincia que mayores preparativos realiza en torno al nacimiento del Niño Jesús, es la provincia de Jujuy.

Pesebres y adoraciones

Apenas iniciado el último mes del año, las quebradas y la puna, así como de los valles salto-jujeños, se preparan para la Navidad. Las actividades comienzan una vez “finalizadas las celebraciones a la Purísima” y en algunos pueblos continúan hasta la primera quincena de enero según se vayan “levantando” los pesebres.

”La natividad conserva en la región del noroeste argentino, piadosas y antiguas tradiciones religiosas como son la representación del pesebre o nacimiento por una parte, y las denominadas adoraciones en honor al Niño Jesús”.

De recorrida por la Puna Jujeña nos enteramos de algunas particularidades de las fiestas navideñas en el norte del país. La costumbre de armar Pesebres arraigó desde antiguo en él y se mantiene hasta el presente.

En la puna y en las quebradas es posible distinguir diversos tipos de Nacimientos: como son los pesebres públicos (que se realizan en los atrios de las iglesias – o en su interior -, en las plazas o en cualquier espacio al efecto). A su ves estos nacimientos se pueden subdividir en “Estáticos” – están compuestos por una cantidad de figuras que representan a los diversos personajes- y los “Vivientes” – en los que los personajes están representados por personas y animales reales.
A su vez hay Pesebres Privados que se realizan en casas y oratorios, los que también se subdividen “Íntimos o de devoción doméstica” y los de “puertas abiertas” (nacimientos que se hacen en casas particulares, que se mantienen abiertas para ser visitados por los vecinos.
Tanto los salteños, como los jujeños, realizan “Las adoraciones” en torno al Niño Dios. Es decir representaciones de Dios Hijo recién nacido. La figura central del pesebre en su pequeño y humilde lecho, recibe diferentes nombres según la zona: “Niño Jesús, Niño Dios, Niño Manuelito, o simplemente Manuelito, así como Cuzqueño, esta última denominación remite más precisamente a la imagen y su vinculación al lugar”.

Danzas y villancicos

En esta región del noroeste, el término adoración se emplea para hacer referencia a diversas expresiones coreográficas. En las “adoraciones” dedicadas al Niño Dios se destacan la llamada danza de las cintas o de los trenzados, el huachi torito y los serpenteos.
En los trenzados, o danza de las cintas, los participantes – sin distinción de sexo – realizan “diversas evoluciones en torno a un palo de cuyo extremo superior penden cintas, éstas son tomadas por sus extremos por los que adoran con una de sus manos y, al son del acompañamiento instrumental, trenzan y destrenzan las cintas alrededor del palo que recuerda a los antiguos Palos Mayo europeos; entre cada trenzado y destrenzado hacen un alto y entonan los villancicos”.
Los lugareños nos contaron que las adoraciones al Niño son una práctica infantil, sin embargo antiguamente también los adultos adoraban en los pesebres, pero lo hacían de noche.

domingo, 6 de diciembre de 2015

DÍA NACIONAL DEL GAUCHO



Se festeja el 6 de Diciembre, dado que en esa fecha del año 1872 apareció publicada en forma rústica la primera edición de "El Gaucho Martín Fierro", escrito por José Rafael Hernández, primera parte de la obra literaria más importante de nuestra nacionalidad, conocida como "La Ida", ya que su segunda parte, aparecida en 1879 se tituló "La Vuelta de Martín Fierro".
El Gaucho es, sin dudas, el arquetipo de nuestra nacionalidad, y José Hernández, quien lo puso en la consideración del pueblo de su patria, la que el conquisto a pata de caballo y defendió con su vida.
Por eso el 6 de Diciembre se recuerda su gesta y su impronta, para tratar de recobrar un poco de sus valores y de aquello que llevó, allá por el ochocientos, a ser distinto de sus antecesores y diferente a cualquier otro habitante de la tierra. En ese tiempo y espacio en que se consolidó como forjador de nuestra Identidad Nacional.
Rescatemos del Gaucho, su predisposición a brindarse al prójimo, su estar siempre dispuesto sin esperar nada a cambio, su vocación por la libertad, su hidalguía, su valentía en las luchas de independencia... Recordemos al Gaucho, que recordándolo nos reencontraremos con nuestras raíces y nuestra propia identidad nacional.

viernes, 27 de noviembre de 2015

CORRELATIVIDAD DEL FOLKLORE

 FOLK: SIGNIFICA POPULAR, LORE: SIGNIFICA, REFERIDO AL PUEBLO, CIENCIA O SABER, SE REFIERE AL CONJUNTO DE TRADICIONES, CREENCIAS Y COSTUMBRES DE LAS CLASES POPULARES. Fuente: www.folkloretradiciones.com.,ar 

domingo, 11 de octubre de 2015

DÍA NACIONAL DE LA PATAGONIA














Te llamamos Patagonia

Tanta arena y tanto viento que erosionan,
Altas bardas y canciones de las provincias del sur,
Nos acostumbramos a llamarte Patagonia,
Desde Río Negro, Chubut y el Neuquén,
Hasta la árida Santa Cruz y  la Tierra del Fuego,
 bien Ona , del final.
 
La Patagonia crece siendo mar, desierto y cordillera,

Remontando los ríos hacia el Ande,
Pasando por todos sus preciados Valles,
Y enfrentando al viento sur hasta perderse,
En las aguas heladas de la Antártida.

El estrecho pone un límite al continente,
De aquí estepas, coirones y el carbón,
Del otro lado estancias, pueblos y la gente,

Isleña y fueguina, a puro corazón.


Lydia Musachi

jueves, 8 de octubre de 2015

DÍA DEL TRABAJADOR RURAL






El Día del Trabajador Rural es celebrado cada 8 de octubre para conmemorar y ensalzar el trabajo que realizan miles de personas para producir alimentos y abastecer de este modo a la población.El origen de la fiesta del trabajador rural se encuentra en el recuerdo del Presidente Domingo Perón en recuerdo de su nacimiento. Domingo Perón tuvo un papel muy importante ya que fue el impulsor del Estatuto del Peón Rural para garantizar sus derechos.La primera reseña que tenemos de la celebración de este día, data del año 1974 siendo derogado en la dictadura militar.Desde el año 2004 y gracias a la Unión Argentina de Trabajadores Rurales y Estibadores (Uatre) se viene celebrando el Día del Trabajador Rural.La resolución 7/2004 de la CNTA (Comisión Nacional del Trabajo Agrario) expone en su artículo 1º la declaración del día 8 de octubre como el Día del Trabajador Rural en el ámbito del Régimen Nacional del Trabajo Agrario anexo a la Ley Nº 22.248. El artículo 2º de la resolución 7/2004 de la CNTA hace referencia a la remuneración económica. El mismo indica que el día 8 será considerado como un día feriado en el que los trabajadores rurales gozarán de la remuneración correspondiente en el ámbito del Régimen Nacional del Trabajo Agrario. Es un día en el que las asociaciones y sociedades agrarias unen sus fuerzas para ensalzar y reivindicar mejoras salariales así como el goce de los derechos por parte de los trabajadores rurales. Aumento de seguridad en el trabajo así como el disfrute de la jornada de descanso correspondiente.En este día se conmemora la figura tan importante y esencial para nuestra sociedad de los trabajadores agrarios, que gracias a ellos y a su trabajo contribuyen al desarrollo del sector productivo. Gracias a ellos se conservan las tradiciones, el arraigo en el medio rural, el aporte de la identidad, a las tradiciones, a la cultura, a las costumbres, etc Los campesinos o trabajadores rurales suelen encontrarse afincados en el campo junto a las tierras que trabajan. Su trabajo diario es duro y cansado, pero son unos trabajadores incansables que cada día llegan a su tierra y realizan las tareas de labranza correspondientes. Solidaridad, trabajo, esfuerzo, conocimiento, sabiduría… son los valores que definen perfectamente a los trabajadores rurales y a sus familias que también suelen implicarse en las tareas agrícolas.En muchos casos resulta ser un trabajo generacional pasando de padres a hijos las tareas de labranza, siendo continuada por los hijos de la misma manera y forma que lo hicieran sus padres.

RICARDO GÜIRALDES




(Buenos Aires, 1866 - París, 1927) Narrador argentino, uno de los mayores exponentes hispanoamericanos de la novela autóctona, con su obra maestra Don Segundo Sombra (1926). Nació en el seno de una adinerada familia que en 1887 se trasladó a París. Puede decirse que se educó en francés y el castellano fue su segunda lengua. Los Güiraldes regresaron a Buenos Aires y alternaron su residencia en la ciudad con largos períodos en su estancia de San Antonio de Areco. Sin duda en ese período el joven Ricardo se impregnó de imágenes de la tierra y figuras de hombres de campo, a la par que comenzó a sentir la vocación de escritor. En 1904 acabó el bachillerato e ingresó en la facultad de arquitectura; pasó luego a estudiar derecho, pero finalmente abandonó la universidad y marchó a París. Este viaje fue fundamental en su vida: comenzó a preocuparse por la ética y la metafísica, a la vez que se vinculaba con pintores, músicos y escritores. Realizó un periplo por diversos países europeos y Oriente; regresó a París, decidido ya a ser escritor, y más tarde a Buenos Aires. Hacia 1912 frecuentaba un grupo que reunía a artistas y escritores de las clases altas, donde conoció a Adelina del Carril, con quien se casó un año más tarde.
En 1915 decidió publicar lo que tenía escrito: El cencerro de cristal, poesía, y Cuentos de muerte y sangre, relatos al estilo de H. Quiroga, por cuya mediación algunos aparecieron en Caras y Caretas. La crítica no recibió bien ni a uno ni a otro libro y Güiraldes, decepcionado, emprendió un nuevo viaje, esta vez a las Antillas, que le proporcionó material para una novela, Xaimaca(1923), que obtuvo parecida respuesta. A ésta siguieron Raucho (1917), con elementos autobiográficos, y Un idilio de estación (1918), publicada luego con el título de Rosaura.
Al finalizar la Primera Guerra Mundial Güiraldes regresó a París, donde escribió los primeros capítulos de Don Segundo Sombra, en cuya redacción trabajó los años siguientes. Atraído por la teosofía y el esoterismo, estas disciplinas le inspiraron los Poemas místicos, Poemas solitarios yEl sendero (todos publicados póstumamente por su viuda). De regreso a su país natal se vinculó a los jóvenes vanguardistas, participó en la dirección de Proa y colaboró con Martín Fierro yValoraciones.
Tras los fracasos anteriores, el autor encontró su voz definitiva en Don Segundo Sombra (1926), que obtuvo un éxito inmediato. Con prosa cuidada, la novela narra en primera persona la historia del joven Fabio Cáceres, quien encuentra en el arriero Segundo Ramírez Sombra al maestro que le permite convertirse en hombre. Don Segundo Sombra es una novela de aprendizaje en la que se narran las vicisitudes de la vida del campo y las particularidades de ese ámbito rural amenazado de extinción por la expansión del progreso. De ahí su fuerte tono elegíaco, a través del que se configuran una mirada melancólica respecto al pasado y una decidida apuesta de rescate de unos valores que se proponen como intrínsecamente argentinos.
La prosa de Güiraldes tiene una notoria tendencia al registro poético. De esta manera, Don Segundo Sombra, al tiempo que queda marcada por la sensibilidad de su tiempo, se liga a una tradición de la literatura gauchesca, que determina también la elección del narrador en primera persona, con la consiguiente visión desde la conciencia de un paisano resero, representante de ese mundo que encuentra grandes dificultades para hacerse un lugar dentro de la vida moderna.La novela presenta variados cuadros de ambiente con excelentes descripciones de carácter criollista y regionalista, amenizadas con detenidas observaciones acerca de la vida y las faenas campestres. La narración central está interpolada por relatos breves, como el cuento de Miseria o el del paisanito Dolores, extraídos del repertorio popular y muy conocidos por entonces entre los habitantes de la campaña.
Güiraldes dedicó varios años a la composición de esta novela: comenzó a escribirla en París en 1920 y la concluyó en Argentina años después, cuando el panorama literario porteño estaba ya dominado por las propuestas de vanguardia. Los poetas aglutinados en torno a las revistasMartín Fierro y Proa se contaron entre sus primeros lectores y fueron también quienes dedicaron elogios y reconocimientos que borraron definitivamente el estigma del "fracaso" asociado a la figura de Güiraldes, consecuencia de la casi nula aceptación crítica de sus primeras obras.





martes, 6 de octubre de 2015

JAIME DAVALOS

          


                                              

Jaime Dávalos es la más formidable catapulta de la mejor poesía y música del Noroeste a partir de la segunda mitad de los años cuarenta. Nació en San Lorenzo, Provincia de Salta, el 20 de enero de 1921, y desde la cuna tenía el destino marcado: Su padre era Juan Carlos Dávalos, nada menos. Cursó estudios en su ciudad natal. Recorrió íntegramente su suelo patrio, de uno a otro confín, en contacto íntimo con la tierra y sus hombres.Treinta y nueve años pasaron hasta que este salteño empezó a salir del velo del anonimato, aunque había empezado a publicar a los veintiseis. Y a partir de 1960 libros, y poesías, y cancioneros se sucedieron, y también los premios y los reconocimientos Musicalmente se inició con la armónica pero al igual qeu sus seis hermanos, se inclinaría por el canto con guitarra. Entre fines del 50' y principios del 60' tuvo sus propios espacios en televisión: "El Patio de Jaime Dávalos" y "Desde el Corazón de la Tierra", éste último ganador del Martín Fierro otorgado por los periodistas de radio y televisión. Formó una dupla inigualable con otro salteño, Eduardo Falú. Todos saben lo que salió de esa mezcla: la mejor letra con la mejor música. Y ganas de renovar el folklore, que por esos años ya sufría lo que sigue sufriendo hoy. Mal de muchos, consuelo de tontos. Junto con Manuel Castilla y Cuchi Leguizamón, los de estos dos salteños quedan grabados en el folklore serio de la época. Cuentan que tocaba de oído la guitarra y el charango. Que, como buen poeta, nunca pudo estar mucho tiempo quieto y salió a buscar al país como dibujante, alfarero y titiritero. En cuál de esas tardes habrán nacido las obras maestras como Río de tigres, Zamba de la Candelaria o Las Golondrinas. Jaime Dávalos tuvo siete hijos: de su primer matrmonio con Rosa, tuvo a Julia Elena (conocida cantante), Luz María, Jaime Arturo y Constanza. De su segundo matrimonio (con María Rosa Poggi) tuvo a Marcelo, Valeria y Florencia. Todos de alguna manera se mantuvieron ligados a la música y al arte, continuando la tradición de una familia de artistas.Según el crítico René Vargas Vera, "Jaime Dávalos era una celebración de la vida, de la inventiva, de la libertad. Era báquico por la inspiración que le dictaba su inseparable vino; epicúreo por celebrar el goce espiritual de la creación; sibarita por su espíritu refinado; hedonista por amar los placeres de la vida".

Le debe haber quedado poco por vivir. Fallece en Buenos Aires el 3 de diciembre de 1981.

Ha reunido en varios libros su producción de escritor, entre los que citamos:

1947: Rastro seco (poemas, Salta)

1957: El nombrador (poemas y canciones, Buenos Aires, dos ediciones)

1959: Toro viene el río (relatos, Buenos Aires)

1959: Coplas y canciones o Poemas y canciones (Buenos Aires)

1960: Solalto

1962: Canciones de Jaime Dávalos

1967: La estrella

1974: Cantos rodados

1980: Cancionero

1987: Coplas al vino

Dávalos por Dávalos, donde su hija Julia Elena Dávalos rescata parte del cancionero de su padre.

Con respecto a las coplas, que escribió y recopiló con ávido afán, dice Dávalos: «Desde México a nuestra Argentina, la copla bajó por sobre el geológico espinazo cordillerano del continente atando lenguas y corazones, fijando un alma y un idioma comunes, poniéndole palabras a nuestros desmesurados silencios planetarios, donde el hombre americano, síntesis de todas las razas, convive con su madre tierra, ama y trabaja atado a un solo destino: la unión definitiva de América».Muchas de sus composiciones fueron recopiladas en 1962 en Canciones de Jaime Dávalos. Entre ellas se pueden citar:

Canción del jangadero

Hacia la ausencia

La angaquera

La golondrina

La nochera

La verderrama (cueca)

Pato sirirí

Tiempo dorado

Trago de sombra

Vamos a la zafra

Vidala del nombrador

Zamba de la Candelaria

Zamba de los mineros

Zamba de San Juan

Zamba de un triste

Zamba enamorada.



lunes, 5 de octubre de 2015

DÍA NACIONAL DEL AVE



Entre los meses de abril y julio de 1928, el diario La Razón de Buenos Aires realizó una encuesta, con el apoyo de la Asociación Ornitológica del Plata, entre niños de escuelas primarias, con el objetivo de consultarles a qué ave definirían ellos como “Ave de la Patria”.

El hornero quedó primero entre sus preferencias. Una de las justificaciones que pueden rememorarse de esa selección fue la de una niña que lo definió en los siguientes términos: “Yo creo que el hornero merece el título de Ave de la Patria, porque habita en la mayor parte de nuestro inmenso país y posee más cualidades juntas que cualquier otro pájaro. Es inofensivo, de carácter dulce y hasta tímido; no se le ve reñir con otros pájaros. Es inteligente, hábil y previsor; sus casitas de barro son un modelo de perfección y comodidad; construidas con solidez, son impenetrables a los vientos y a la lluvia; dispuesta su entrada con ingenio, son inaccesibles a los visitantes peligrosos. Y finalmente, ¿quién sabe si nuestros antiguos gauchos, sencillos, nobles y valientes, no tomaron el ejemplo del hornero para hacer de barro, como él, sus ranchos toscos, pero cómodos y prácticos...”

Sin embargo, luego de todos los años transcurridos desde aquella encuesta que pretendía abrir un espacio el cual permitiese instalar la temática sobre la importancia de las aves para nuestra biodiversidad, no ha podido asentarse en la sociedad el suficiente conocimiento de que las mismas son parte integrante del mundo en que vivimos y, por lo tanto, dignos del mayor respeto. En la actualidad, Argentina cuenta con 120 especies de aves silvestres en serio riesgo de extinción sobre un total de 1.000.

Es por ello que, a efectos de promover un día para la reflexión y la acción concreta relacionada con la protección de las aves, es que la organización Aves Argentinas / AOP en una reunión realizada en el mes de agosto del año 1982, dejó establecido el día 5 de Octubre como “Día Nacional del Ave”. La elección de la fecha esta destinada a conmemorar a San Francisco de Asís, Santo enamorado de la naturaleza y que, según la tradición, hablaba con los pájaros.

domingo, 20 de septiembre de 2015

DÍA NACIONAL DEL CABALLO





DÍA NACIONAL DEL CABALLO
Este festejo es una iniciativa de la Federación Ecuestre Argentina; se reconoce así la importancia de este animal en la historia del país y, a la vez, en homenaje a la participación del equino en la organización histórica y económica, y en la vida deportiva de la Argentina. Se trata de una iniciativa propuesta por la Federación Ecuestre Argentina, que centra el festejo en esta fecha en recuerdo de la llegada de Aimé Félix Tschiffely a Nueva York.Este jinete suizo realizó un intenso itinerario por la geografía americana, en un recorrido que se prolongó desde abril de 1925 hasta septiembre de 1928 y que le permitió demostrar la resistencia de los caballos criollos.Aquellos dos fieles equinos, Gato y Mancha, que hoy descansan en la estancia El Cardal junto a los restos del andariego profesor extranjero que los llevó por horizontes lejanos a la Argentina, son un símbolo de la entrega y la fidelidad del caballo a las causas nobles que hicieron historia.
MANCHA Y GATO
El 24 de abril de 1925 se inició en Buenos Aires una de las travesías más famosas del siglo. Dos caballos criollos, Mancha y Gato, guiados por el profesor suizo Aimé Tschiffely recorrieron los 21500 Km (4300 leguas) que separan a la ciudad de Buenos Aires de Nueva York y conquistaron el récord mundial de distancia y altura, al alcanzar 5900 m.s.n.m. En el paso El Cóndor, entre Potosí y Chaliapata (Bolivia).El viaje se desarrolló en 504 etapas con un promedio de 46,2 Km por día. Los caballos, animales tehuelches comprados al cacique Liempichín en Chubut por Emilio Solanet, a la avanzada edad de 18 años, probaron que la raza criolla tiene ejemplares insuperables para los trabajos de campos y para la guerra, rudos oficios donde las líneas elegantes son inútiles.Durante el viaje cruzaron varias veces la Cordillera de los Andes, y fue en esos cruces donde mayores dificultades encontraron. El escabroso terreno se eleva a más de 5500 m y la temperatura llega a 18° bajo cero. El diario La Nación, junto a otros medios, siguió desde sus páginas al valiente aventurero y sus caballos. Algunas de las líneas decían así: "En Huarmey el guía no pudo más, ni sus bestias. Los dos criollos Mancha y Gato se revolcaron, tomaron agua y después se volcaron al pasto con apetitos de leones. De Huarmey a Casma, 30 leguas, calores colosales… ¡52 grados a la sombra! … sin agua, ni forraje, arena, arena, arena. Los cascos se hundían permanentemente de 6 a 15 pulgadas en la arena candente…" .Y en la editorial del 23 de septiembre de 1928 quedó patentado el logro: después de más de tres años y cinco meses, Aimé montado en Mancha, su fiel compañero (Gato tuvo que quedarse en la Ciudad de México al ser lastimado por la coz de una mula), logró la hazaña: "Al llegar a la Quinta Avenida de Nueva York llevaba en los cascos de su caballo criollo el polvo de veinte naciones atravesadas de punta a punta, en un trayecto más largo y rudo que el de ningún conquistador, y sobre su pecho, en moño blanco y celeste, bien ganados como una condecoración, los colores argentinos" .
"Son conocidos los antecedentes de los señores Pedro y Emilio Solanet como criadores del caballo criollo. Trajeron del extremo sur de la república, un lote selecto de yeguas indias, y sobre esta base formaron un plantel de animales cuyos descendientes son los campeones actuales. Salvaron así, una raza útil que desaparecía olvidada entre los indios". La Nación, 20 de Agosto de 1925.
Tschiffely estaba convencido de la fortaleza de los rústicos y nada estilizados caballos criollos, y quería demostrarlo.
"Mancha era un excelente perro guardián: estaba siempre alerta, desconfiaba de los extraños y no permitía que hombre alguno, aparte de mí mismo, lo montase... Si los extraños se le acercaban, hacía una buena advertencia levantando la pata, echando hacia atrás las orejas y demostrando que estaba listo para morder... Gato era un caballo de carácter muy distinto. Fue domado con mayor rapidez que su compañero. Cuando descubrió que los corcovos y todo su repertorio de aviesos recursos para arrojarme al suelo fracasaban, se resignó a su destino y tomó las cosas filosóficamente... Mancha dominaba completamente a Gato, que nunca tomaba represalias", relata Tschiffely.
"Mis dos caballos me querían tanto que nunca debí atarlos, y hasta cuando dormía en alguna choza solitaria, sencillamente los dejaba sueltos, seguro de que nuca se alejarían más de algunos metros y de que me aguardarían en la puerta a la mañana siguiente, cuando me saludaban con un cordial relincho".
Tschiffely tuvo que resignarse a no llevar carpa, ya que las que se podían conseguir por aquellos tiempos eran muy pesadas.
Durante el viaje cruzaron varias veces la Cordillera de los Andes, y fue en esos cruces donde mayores dificultades encontraron. Sobrepasaron los 5900 mts. s.n.m. (batiendo record de altura) en el paso El Cóndor, entre Potosi y Chaliapata (Bolivia) y soportaron temperaturas de 18° bajo cero.
Recorrieron 21500 Km distancia que separa a la ciudad de Buenos Aires de Nueva York y conquistaron el récord mundial de distancia.
Este festejo es una iniciativa de la Federación Ecuestre Argentina; se reconoce así la importancia de este animal en la historia del país y, a la vez, en homenaje a la participación del equino en la organización histórica y económica, y en la vida deportiva de la Argentina. Se trata de una iniciativa propuesta por la Federación Ecuestre Argentina, que centra el festejo en esta fecha en recuerdo de la llegada de Aimé Félix Tschiffely a Nueva York.
Este jinete suizo realizó un intenso itinerario por la geografía americana, en un recorrido que se prolongó desde abril de 1925 hasta septiembre de 1928 y que le permitió demostrar la resistencia de los caballos criollos.
Aquellos dos fieles equinos, Gato y Mancha, que hoy descansan en la estancia El Cardal junto a los restos del andariego profesor extranjero que los llevó por horizontes lejanos a la Argentina, son un símbolo de la entrega y la fidelidad del caballo a las causas nobles que hicieron historia.
Mancha y Gato volvieron a sus añoradas pampas el 20 de diciembre de 1928. Años después de culminada la travesía y de regreso en Argentina, Aimé se llega un día a la Estancia "El Cardal". Viene a visitar a sus amigos, a quienes hace mucho que no ve, y con quienes compartió tantos momentos de alegría y sinsabores. Se baja en la entrada de la estancia, lanza un silbido y al momento se le acercan al trote Gato y Mancha. Iban al encuentro de su preciado compañero. Aquellos heroicos caballitos criollos no lo habían olvidado. Mancha y Gato murieron en 1947 y 1944, respectivamente. Fueron cuidados hasta su muerte por el paisano Juan Dindart, en la Estancia El Cardal. Hoy se encuentran embalsamados, en exposición en el Museo de Luján, Dr. Emilio Udaondo. Aime Tschiffely, en tanto, siguió viajando, por la Patagonia, por España y por Inglaterra, pero siempre volvió a la Argentina. Falleció en 1954, su último viaje lo realizó 44 años más tarde, cuando sus cenizas abandonaron el cementerio de Recoleta y fueron sepultadas en el campo que su amigo Solanet tenía en Ayacucho. 



jueves, 17 de septiembre de 2015

DÍA DEL PROFESOR




El 17 de septiembre se conmemora el día del profesor, debido al fallecimiento del profesor, orador, escritor, periodista y educador José Manuel Estrada.
José Manuel Estrada nace en 1842. Fue uno de los creadores de la Unión Civica. Autor de significativos estudios históricos, entre los que se hayan: "Orígenes de nuestra raza", de 1861 y "El catolicismo y la democracia", 1862. Ejerció como profesor secundario y universitario, defendiendo la libertad de cátedra a través de la manifestación de sus ideas.
En 1884, destituido de sus cargos por manifestarse en contra de la Ley 1420 de educación, que sostenía la educación pública, gratuita, obligatoria y laica; recibe la adhesión de sus alumnos que acuden a su casa para homenajearlo y despedirlo.
En 1891 es designado embajador plenipotenciario en el Paraguay, en donde reside hasta su deceso el 17 de septiembre de 1894.


Fuente: Argentina.ar

jueves, 10 de septiembre de 2015

EL MAESTRO DE LOS ABBÁ

                                         
                                  
                                             

El maestro de los Abba

Corría el año 1922, a seis kilómetros de El Trébol, sobre el camino grande a Cañada Rosquín,  estaba ubicada la chacra que el inmigrante piamontés don Miguel Abbá arrendaba a la familia Malano. Hasta allí llegó con su bagaje de letras y números el joven "maestro" Santiago Casimiro Benassi ,con apenas 16 años, proveniente de María Susana, hijo del primer maestro que tuvo esa zona, que aún no era localidad, siendo sus hermanos también herederos de tan noble vocación. Allí había cursado su escolaridad primaria, siendo un alumno destacado, para luego cursar el primer año nacional. Así sin título  oficial de maestro, pero llevándolo en la sangre y la voluntad, llegó a la chacra de los Abbá, quienes tenían seis hijos en condiciones de aprender a leer y escribir. Sabía muy bien lo que tenía que transmitir a sus alumnos por haber adquirido experiencia con su padre. Su fuerte era la matemática.
 Las clases comenzaron el 15 de marzo de 1922, en el horario de 8 a12 y 13 a 17 horas. El aula era un galpón de 30 m2, con techo de cinc a la vista, piso de tierra y un gran portón al frente, que contaba además con una pequeña ventana al fondo. Estaba orientado hacia el norte y daba a un gran patio de tierra bien barrido.
Además de los hijos de don Miguel Abbá, concurrían a clase los hijos de los vecinos, Luis Pepino, Juan Torre y otros, tambien de origen piamontés, en total los alumnos eran 13 varones y dos niñas. Algunos conocían algunas letras y numeros por haberles enseñado rudimentariamente sus padres, los que hablaban en su dialecto y casi nada de castellano.
Además de leer y escribir el maestro don Santiago les enseñaba a medir campos con las medidas agrarias, también a medir maderas, porque esto les era útil en su vida de campo.
Les exigía hacer buena letra por lo que les daba tareas para  hacer en un cuaderno especial para caligrafía, utilizando un lápiz Faber Nro: 3. Los sábados eran los días destinados a las clases de geografía e Historia, especialmente argentinas. Algo de música y geometría les intercalaba entre las clases habituales de matemática, castellano y los 15 minutos de catecismo y también valores de  moralidad. A pedido del cura párroco Presbítero Florentín Alvarez, que lo visitara especialmente eran las clases de catecismo, para que sus alumnos tomaran la 1a. comunión el día de las Fiestas Patronales, el 10 de agosto, en honor de San Lorenzo Mártir.
En los recreos los chicos se dedicaban a un juego que no se conoce actualmente y que éllos llamaban La naria, a las bolitas y a las bochas, ya que siempre había algunas en el patio. Don Santiago les prohibía estrictamente jugar al fútbol, porque se rompía el calzado y también para prevenir accidentes.
Estos datos fueron extraídos del libro que Don Santiago Benassi escribiera a sus 93 años, titulado Memorias de un tiempo. Quise rescatar los recuerdos del paso del Sr. Benassi por nuestra localidad, porque conocí la chacra de los Abbá, por el año 1952, cuando mis padres, mis tíos, mis hermanos y yo, nos mudamos al tambo contiguo a  esa chacra, que habían heredado los hermanos Edison (Pichón) y Milton Malano. Así como lo cuenta don Santiago era el galpón todavía,  la familia que allí vivía por ese entonces eran don Angel Abbá, su esposa Juanita Boasso y sus hijos Hilario, Leonor y Roberto. También vivía con éllos un tío soltero llamado Antonio, a quien recuerdo siempre "chicando" y escupiendo el tabaco, en el patio. Hablaban entre éllos todo el tiempo en piamontés, por lo que cuando yo iba a jugar con los chicos o a tomar el mate cocido con pan casero y mermeladas, me esmeraba en descifrar lo que decían. Luego cuando íbamos a la escuela todos a caballo, nos reuníamos en el cruce del camino vecinal y el camino central, así nos acompañábamos en el trayecto de 6 Kms. hasta la Escuela Nro. 275 Francisco Narciso Laprida a la que concurríamos. Hilario y yo íbamos al mismo grado. Leonor era mayor. Ella era la que me enseñaba algunas palabras del piamontés que a mí me intrigaba. Hice con éllos ese trayecto, desde 1er grado inicial hasta 3er grado, en el año 1954. En 1955 nos mudamos a Carlos Pellegrini.

FELIZ DÍA a todos los maestros de mi querido país. Y muchas gracias por ser los segundos padres de nuestros hijos.



sábado, 22 de agosto de 2015

DÍA MUNDIAL DEL FOLKLORE







La palabra "folklore" fue creada por el arqueólogo inglés William John Thoms el 22 de Agosto de 1846. Etimológicamente deriva de "folk" (pueblo, gente, raza) y de "lore" (saber, ciencia) y se designa con ella el "saber popular". La fecha coincide, en Argentina, con el nacimiento de Juan Bautista Ambrosetti (1865-1917), reconocido como el "padre de la ciencia folklórica".
El romanticismo del siglo XIX reaccionaba contra el intelectualismo de épocas anteriores y permitía así surgir el estudio sistemático y metódico de las manifestaciones culturales del pueblo, es decir, del folklore. Así William John Thoms crea el vocablo folklore, que vio la luz el 22 de agosto de 1846. La primera revista de corte científico dedicada al folklore, fue Folklore Record, publicada entre 1878 y 1882 por la Folklore Society de Londres, institución surgida hacia fines de ese siglo. El Primer Congreso Internacional de Folklore se realizó en la ciudad de Buenos Aires en 1960. A dicho evento, presidido por el argentino Augusto Raúl Cortazar, asistieron representantes de 30 países que instauraron el 22 de agosto como Día del Folklore. El emblema que representa a los folkloristas argentinos - elegido por el Primer Congreso Nacional del Folklore en 1948 - es el árbol, porque el folklore también hunde sus raíces en la tradición, sus ramas representan el pensamiento, el sentido y la imaginación por un lado y la obra de las manos, es decir la creatividad artesanal por el otro. Las escasas hojas representan la juventud primaveral de la ciencia. Las palomas, la unión de lo material con lo espiritual en la amplitud del folklore. El tronco y ramas están envueltas con una banda que dice: Qué y cómo el pueblo piensa, siente, imagina y obra. Este emblema fue ideado por Rafael Jijena Sánchez.


(Fuente: El Folclore en la Educación, de Rosita Barrera. Edic. Colihue, 366 pág. Bs. As., 1988)

lunes, 17 de agosto de 2015

EL LIBERTADOR




El Libertador
Meditacion ante la tumba del General San Martin
Francisco Luis Bernárdez
“Despierto está entre nosotros, como una estrella protectora en nuestro cielo. En el hogar que nos reúne, su nombre augusto es como el pan y como el fuego. No hay argentino que no sienta dentro del alma la virtud de su recuerdo. Y que no escuche en lo más hondo del corazón la voz profunda de su sueño. Hasta en la muerte es de sus hijos, hasta la muerte silenciosa es de su pueblo. Hasta en la muerte se derrama sobre la vida y el honor de nuestro suelo. 
Mientras vivió, vivió de darse, como el misterio de la música en el tiempo. Como la fuente, como el río, como la luz, como la llama, como el viento. El alma inmensa de aquel hombre sólo cabía sin dolor en un ejército. Para vivir en el mundo su corazón necesitó miles de cuerpos. Aquel ejército era el eco de su emoción, pues era carne de su carne. Su corazón le daban forma; sus venas vivas de pasión le daban cauce. Su voz vibraba en los clarines y sostenía las banderas en el aire. Hasta en los últimos tambores, lo que sonaba era su pulso formidable. Su voluntad se propagaba como un incendio hasta los puestos más distantes. De regimiento en regimiento, de batallón en batallón, de sable en sable. Su fe rodaba por las filas con el empuje de un torrente infatigable. Y su calor llegaba en olas a los lugares más confusos del combate. En el momento de la gloria no había herida que en su ser no palpitase. Si todo el triunfo era su triunfo, toda la sangre derramada era su sangre.
Llegó la fecha señalada, y el gran ejército cruzó la cordillera. La mole altiva no se opuso, porque sintió que aquella fuerza era su fuerza. Aquellos hombres que pasaban estaban hechos de su polvo y de su piedra. Eran hermanos de sus rocas, de sus tremendos precipicios, de sus crestas. Eran volcanes de los suyos: tenían fuego en la raíz y en la cabeza. Eran montañas y montañas, movilizadas con fervor para una empresa.
Del otro lado había pueblos esclavizados y naciones prisioneras. Había seres que esperaban la libertad, había hermanos en cadenas. Un vasto sueño los unía, y era que un sol les disipara las tinieblas. Aquella luz con que soñaban llegó por fin en el temblor de una bandera. Detrás del sol el alma inmensa de San Martín desembocó de las montañas. Y sobre medio continente se desató como un ciclón de luz y llamas. Su fuerza enorme recorría todas las fibras de aquel cuerpo que avanzaba. Y aquel abismo de materia se convertía poco a poco en cumbre de alma.
Y era relámpago en los pechos, trueno en las bocas y centella en las miradas. Chispa en el bosque de las crines y tempestad en la floresta de las lanzas. Estaba entera en cada grito de rebelión, en cada puño, en cada espada. Tanto en la sangre turbulenta como en el río silencioso de las lágrimas.
Nuestro destino y su destino se confundieron como el hierro en la fragua. Y nuestra historia fue tomando la forma justa de la gloria en sus entrañas. Seamos fieles a esta forma, como soldados de verdad a una consigna. Porque es la forma de la patria: justo equilibrio de valor y de justicia.
Sólo una espada como aquella pudo engendrar este milagro de armonía. Porque en ninguna de la tierra la semejanza con la cruz fue tan estricta. Guardemos siempre la memoria de aquella mano sin temor y sin mancilla.
 Guardemos siempre su recuerdo fundamental, como si fuera nuestra vida. Con el amor con que la fruta guarda en el fondo de su seno la semilla. Con el fervor con que la hoguera guarda el recuerdo victorioso de la chispa. Que su sepulcro nos convoque mientras el mundo de los hombres tenga días. Y que hasta el fin haya un incendio bajo el silencio paternal de sus cenizas.” 
Fuente: Francisco Luis Bernárdez. Poeta argentino. (1900-1978).
 Pablo Neruda
“Anduve, San Martín, tanto y de sitio en sitio, que descarté tu traje, tus espuelas, sabía que alguna vez, andando en los caminos hechos para volver, en los finales de cordillera, en la pureza de la intemperie que de ti heredamos, nos íbamos a ver de un día a otro. 
Cuesta diferenciar entre los nudos de ceibo, entre raíces, entre senderos señalar tu rostro, entre los pájaros distinguir tu mirada, encontrar en el aire tu existencia.
Eres la tierra que nos diste, un ramo de cedrón que golpea con su aroma, que no sabemos dónde está, de dónde llega su olor de patria a las praderas.
Te galopamos, San Martín, salimos amaneciendo a recorrer tu cuerpo, respiramos hectáreas de tu sombra, hacemos fuego sobre tu estatura.
Eres extenso entre todos los héroes.
Otros fueron de mesa en mesa de encrucijada en torbellino, tú fuiste construido de confines y empezamos a ver tu geografía, tu planicie final, tu territorio.
Mientras mayor el tiempo disemina como agua eterna los terrones del rencor, los afilados hallazgos de la hoguera, más terreno comprendes, más semillas de tu tranquilidad pueblan los cerros, más extensión das a la primavera.
El hombre que construye es luego el humo de lo que construyó, nadie renace de su propio brasero consumido: de su disminución hizo existencia, cayó cuando no tuvo mas que polvo.
Tú abarcaste en la muerte más espacio.
Tú muerte fue un silencio de granero. Pasó la vida tuya, y otras vidas, se abrieron puertas, se elevaron muros y la espiga salió a ser derramada.
San Martín, otros capitanes fulguran más que tú, llevan bordados sus pámpanos de sal fosforescente, otros hablan aún como cascadas, pero no hay uno como tú vestido de tierra y soledad, de nieve y trébol.
Te encontramos al retornar del río, te saludamos en la forma agraria de la Tucumania florida. y en los caminos, a caballo te cruzamos corriendo y levantando tu vestidura, padre polvoriento.
Hoy el sol y la luna, el viento grande . maduran tu linaje. tu sencilla composición: tu verdad era verdad de tierra, arenoso amasijo, estable como el pan, lámina fresca de greda y cereales, pampa pura.
Y así eres hasta hoy, luna y galope, estación de soldados, intemperie, por donde vamos otra vez guerreando, caminando entre pueblos y llanuras, estableciendo tu verdad terrestre, esparciendo tu germen espacioso, aventando las páginas del trigo.
Así sea, y que no nos acompañe la paz hasta que entremos después de los combates, a tu cuerpo y duerma la medida que tuvimos en tu extensión de paz germinadora.”

Pablo Neruda
Fuente: Extraído de: “Canto general”. Pablo Neruda; págs.98-100.  EditorialLosada.1957. 

martes, 4 de agosto de 2015

MARÍA ELSA BOSELLI

                                          

MARIA ELSA BOSELLI, Nació en Misiones del Paraguay. Es Argentina naturalizada, actualmente reside en Clorinda.-
Estudió Filosofía y letras en la Universidad Católica de Santa Fe.-
Es Libretista de TV educativa.-Fue Primer Premio en Poesía en el año 1.978 designada por la Universidad del Litoral.-Fue Primer Premio en Prosa otorgado por la Asociación de Jubilados Provinciales en el año 2.005.-
Es autora de los siguientes libros: Primera autografía Política de Clorinda en el año 1.999.-Antología de Cuentos y Poemas en el año 2.001.-
El árbol del Diablo y otras historias en el año 2.002.-
Historia del Instituto Santa Catalina Labouré en el año 2.004.-Anastasia en las mañanas (Cuento).-Ocho poemas de amor y olvido en el año 2.005, presentado en la muestra de Arte de OSDE en la Ciudad de Formosa y en Clorinda.-
Además dirigió Ad Honorem en la Escuela  Vuelta de Obligado de Laguna Naik Nek un taller literario con jóvenes de 16 y 17 años de edad en el año 2.005.-Realizó disertaciones sobre El Quijote y Cervantes en la Escuela Vuelta Obligado de Laguna Naik Nek  en el año 2.004.-
Realizó una disertación sobre el Quijote y el Martín Fierro en la Escuela Nº 21 República del Paraguay en el año 2.008.-
Publicó en el año 2.008 una colección de Cuentos breves titulado: Entre el Sueño y la vigilia.-Actualmente prepara una narración sobre Juan Manuel de Rosas.-
La Fundación Leer ha seleccionado en el año 2.008, su cuento Capote-í para publicarlo en los textos de lectura para alumnos de la secundaria.-
Además se encuentra desarrollando una colección de versos sueltos para publicarlos durante este año.-
Su cuento El Árbol del Diablo se ha publicado en la Revista el Polígono del Cuento de Capital Federal.-Ha sido conductora de programas de TV y radio.-
  
COLABORACIÓN CULTURAL
(Poemas y cuentos inéditos)
Por MARIA ELSA BOSELLI

Cuantas veces soporté heroicamente
las fanfarrias del enemigo.
Cuantas veces pude desafiar
a temibles guerreros.
Sólo se suspenderá mi vida
cuando ella, Madame Lynch,
me abría sus brazos en las sombras...
¿Diría Francisco Solano López?

  La vida es leve...
Polvo en la luz del sol...
Recuerdos en rincones vacíos...  

Frente a nosotros
estaba la nieve más pura,
Desde el cielo, un lento sol
cubría las montañas.
Vi un sólo pájaro,
cruzaba el aire.
Estábamos en alegría
el paisaje, nosotros
y una luz invisible...
(Usuhaia)

   En un elevado vuelo
la estatura de tu grito
resonó en los campos de batalla
yo aún recuerdo tu voz
y en mi memoria
te guardo puro,
ardido, impetuoso,
valiente como ninguno...
(Le diría Madame Lynch a Francisco Solano López)

   Tulipanes blancos
deshojaba el viento.
Yo escuchaba el mar
en el hueco de tus manos...

    El hombre sabe que va a morir.
Su llama se serena
¿Acaso llora?

¡Ah! la pobre loca
que pedía dulces
a la puerta de mi casa
¡Volver a verla!
¡Eso quisiera!...

En tus ojos navegan
ríos paralelos,
gritos que nublan el paisaje,
pájaros deslumbrantes
que enloquecen el cielo.

Nosotros dos
Apagaremos suspiros,
Estelas de soledad
dibujaremos en la tarde.
Después nos amaremos
como dioses
en el silencio trémulo
del universo eterno.

Lo que yo más apreciaba
en los hombres era: la
sabiduría, la autenticidad
la verdad, la sinceridad,
la independencia, el patriotismo...
murmura a su lado
el General Belgrano.-

Bueno, mi General,
le responde el Dr. Francia-
mucho nos parecemos Ud. y yo...
(Recordando a Roa Bastos)

Nada puedo ser nuestro
ni un beso...
ni una lágrima...
Ligero y hermoso has quedado en mi memoria...




sábado, 1 de agosto de 2015

DÍA DE LA PACHAMAMA




El Día de la Pachamama se celebra todos los años el 1 de Agosto entre los pueblos indígenas de los Andes Centrales de América del Sur, es decir los pueblos indígenas que habitan en el Noroeste Argentino, Bolivia y Perú.

La Pachamama o Mama Pacha es una deidad incaica, la cual es núcleo del sistema de creencias de ecológicas y sociales entre los pueblos indígenas de los Andes.

La Pachamama es un aspecto filosófico religioso de la cultura andina, la cual significa la Diosa Tierra que es sagrada, que sólo puede ser rasgada por el trabajo humano pertinente (Siendo la equivalencia de Gea la diosa griegas de la tierra).

Durante la celebracion del día de la Pachamama, luego de una comida comunitaria, se cava un hoyo donde se da de comer y beber a la Pachamama, en este hoyo las personas depositan hojas de coca, chicha, alcohol y cigarrillos. Luego el pozo es tapado con tierra, botellas de alcohol y vino, posteriormente los presentes se toman las manos para expresar el espíritu de hermandad que los une mediante danzas alrededor del hoyo.


viernes, 31 de julio de 2015

CHANGO RODRIGUEZ


Se llamaba José Ignacio Rodríguez, "Chango Rodríguez" cantautor y poeta del cancionero popular argentino. De padre catamarqueño y madre riojana, nace en Córdoba, Argentina un 31 de julio de 1914 en el domicilio de Sucre 327. Cursó sus estudios primarios y secundarios en el colegio San José de Villa del Rosario. En su juventud fue jugador del fútbol del Rioja Junior ( Provincia de la Rioja )
Vivió junto a su madre en calle Chubut 34, Córdoba.
Un 8 de enero 1965 contrae nupcias con Lidia Haydeé Margarita Bay "La gringa", la musa inspiradora de la zamba "MI LUNA CAUTIVA".
De esta unión nació, un 21 de septiembre de 1973 su hija amada, Claudia Alejandra Rodríguez Bay, hecho que quedó plasmado por el cantautor en aquella zamba "NIÑA DE CARA MORENA".
Un 7 de octubre de 1975, fallece en Córdoba.
Su familia del matrimonio está actualmente constituida por La Gringa, su hija Claudia - casada con Fernando -, Jóse Armando y Fernando Emilio Jesus - los hijos de ambos y nietos del Chango
Por otro lado, el chango tuvo 3 hijos, Marcos Alberto, María Argentina y Matilde Adriana Rodriguez, quienes también les dieron nietos y bisnietos.
Su madre María Rivolta, era directora de la escuela de Matorrales; su padre Alberto Rodriguez, murió cuando él tenía apenas cuatro años; su hermano Alberto, seis y su hermana Angélica, por aquel entonces tenía ocho años.
Desde niño El Chango tuvo afición por la guitarra. Cuando su madre preparaba la fiesta de fin de curso, con el consabido Patio Criollo, les enseñaba a los alumnos aficionados acompañamiento con guitarra y canto. Él no se separaba de su lado. Luego en la intimidad de su hogar, un día le dijo a su madre en tono serio: "Mamá, si me enseña la guitarra, le voy a dar $ 0,05". A su madre, dicha salida le causo gracia, pero fue así como empezó a tocar la guitarra. Una de las muestras de que su espíritu inquieto ya soñaba con los escenarios, era la respuesta a alguien que le preguntaba cómo sé llamaba, contestándole ¡Eduardo Toberán! (seudónimo artístico por él creado) hasta que un día su padre lo reprendió. Como consecuencia de eso su madre lo llamaba Eduardo.
Estando él muy enfermo, y siendo muy pequeño, su madre hizo una promesa a San Nicolás pidiendo por su salud, en razón de que los médicos no le daban más que horas de vida. Esa promesa la hizo en una noche de gran tormenta y frente a una pila de leña. A consecuencia de este milagro él es devoto de San Nicolás, y de la Virgen de Luján, años después compone San Nicolás - vidala chayera.
Teniendo aproximadamente 14 años, edad esta en que todavía no podía definir su carrera ni saber para qué rumbo tomar, fue a la Rioja y le hizo una promesa a San Nicolás, pidiéndole que lo encaminara en la vida y que lo dejara vislumbrar qué camino seguir. Ese viaje pasó al olvido. Pasó el tiempo, y una noche sintió una inquietud que le provocaba gran angustia; a la madrugada tomó un lápiz y se puso a escribir sobre el sueño que tuvo. Vio un hombrecito reclinado en un árbol que cantaba " Vidala tengo una copla no me la vas a quitar". Fue su primera composición "Vidala de la copla" - vidala Chayera.-
Toda su vida estuvo dedicada a su gran pasión: la música.. Su enorme talento e Imaginación le inspiraban coplas de profundo contenido con versos impregnados de dulce melancolía y destellos de alegría, típico reflejo del sentir popular, y ejemplo de su versátil personalidad: alegre, jubilosa, contador de cuentos, pero otras veces, de miradas silenciosas, que provocaban en él una gran satisfacción al escribirlos. -
Para este folklorista, sus composiciones obedecían a la necesidad de decir las cosas con simpleza; inspiradas en la llanura, la montaña o la selva, va pintando el sentimiento derivado de los sueños y anhelos de los hombres de campo.-
El chango, de grandes ojos oscuros y tonada bien Cordobesa, va aprendiendo las diferentes costumbres de cada región. Decía él "...son canciones como leñita seca, rescoldo de fogones que me invitan a matear..."
Y en su andar por la Córdoba doctoral del hablar ingenioso, recorría los viejos barrios, las tapias, los aguaduchos, la Cañada con su Abrojal, el Infiernillo, el Bajo de los Perros, el Potrero Ducasse, la Bajada del Pucará, los típicos manifestantes de las orillas, ya son sólo eco en su cantar "...tranquilo nomás...tranquilo... " (Del Cordobés - Chacarera-)
Hombre de cuño arrabalero, habla con la tonada y el cariño a sus viejos amigos. Recuerda sus maestros de entonces y a los hombres que conoció en su mocedad. Aprendiendo guitarra y música al lado del"Cabeza Colorada", los cuentos y la picardía del "Negro la Juana".
Su debut ante el público lo hizo en la Rioja y después bajo a Buenos Aires, donde fue compañero de Acosta Villafañie en Radio Belgrano en el año 1939 y de José Ramón Luna. La gran ciudad le dio de inmediato el espaldarazo, por que advirtió en él un autentico folklorista. Para ese entonces había escrito " La Mayor" - Chacarera -
Ausente del país por cuatro años y medio, viajo a Bolivia y Perú, allá por 1940.Estudio literatura andina, sus lugares históricos, la costumbre del Carnaval Cuyano.
Conoció: Machupichu, Pumakurca, Comayo, Yari. En Bolivia la región de Chusquisaca, Santa Cruz de La Sierra, Cochabamba, La Paz y el Lago Titicaca. Sus creaciones "La Chusquisaca" -cueca- y"Chicheriar del Cusco" -huayno-, son sin duda auténticas expresiones que le dejaron aquellos parajes.-
Noches de canto y guitarra sin éxito le traerán nostalgia. Son los recuerdos de juventud: El aroma del patio "....Azahares de blanco jazmines...el caserón blanco...su niñez...". Es la ausencia de su madre, doña María, que lo vio partir la noche de abril, allá en Chubut 34.-
El chango decide retornar al país, a su pago provinciano, la Córdoba doctoral. Ya en Córdoba, "... Como vuelo de ave que vuelve a su nido / encuentra en su madre un alivio...", pues sus discos no tienen el éxito que él esperaba. Para ese entonces había grabado tres LP: "Puñado de mis canciones ", " Creaciones folklóricas " y " Chango Rodriguez ".El chango se decide a grabar de nuevo, pero en una conversación con su madre le dice: "Sí no tengo suerte con lo que grabe, dejaré de cantar y tocar la guitarra y pondré un kiosco". La madre le respondió: " Eduardo, Usted no va a poner nada por que va a triunfar, y será muy famoso" ( Gringa ). El chango logra su éxito con "De Mi Madre" -Zamba- , "Zamba de Abril" -Zamba-, y "Del Cordobés" - Chacarera -
Alberdi; barrio de estudiantes, el de la plaza Colón, el del Clínicas, el de la calle Chubut. Pronto se transformaría en escenario de nueva vida folklórica; la casa del chango es escuela de canto y guitarra; tenía cerca de setenta alumnos; y será sólo eco de serenatas, zambas y chacareras. Cuenta la gente: "que este lugar era de; meta canto y guitarrear; y que por las tardes, se compraba vino, ahí en el boliche de las Tucumanas ( lugar de reunión y cuenterío )"; manifestaciones éstas, que luego expresaría en "De Alberdi" - Zamba -, "Del Clínica" - Zamba -, "La Refranera" - Chacarera -, "Zamba del Estudiante" - Zamba -.
Más tarde aparecerán nombres como Los de Córdoba, Los del Suquia, Los de Alberdi, Los Cuatro de Córdoba, Los Llaneros, Los Ballisco, Los Vagabundos, El Rata Barrionuevo,guitarrero de Guaraní, Edgar Difulvio. - entre otros, quienes hicieron sus primeros pasos en esta escuela.
También para la expresión de este cantautor, tuvieron importante significado las revueltas populares del Cordobazo, y la trágica desaparición del estudiante Santiago Pampillón, a quien le dedicara la canción"Marea del Estudiante" -Marea -
La Gringa, quien años más tarde sería la esposa de Rodríguez, conoció a éste aproximadamente a los 10 años; ella vivía en Córdoba, con su madre y sus cinco hermanos. Recuerda esta Rafaelina: " una tarde cuando el chango fue a casa para hablar con mi cuñado Contrera, su amigo, puso la guitarra sobre la mesa y luego la tocó como si fuese un piano. Eso fue lo que me impresiono de él".
El chango tuvo dos aficiones: La hípica, con su caballo de nombre Chango Rodríguez, y el Fútbol. Amaba a su club, Instituto Atlético Central Córdoba " La Gloria " a quien le escribiera, con la orquesta de Leonardo Miranda, en ritmo de marea " La Gloria ".
La vida folklórica, del Chango Rodríguez está marcada por dos etapas: el antes y el ahora. El antes con el folklore tradicional, y el ahora con las creaciones de ritmos para el folklore. En un reportaje que le hiciera el periódico " Nuevo Diario " (Santa fe, 29 de agosto 1969), dice el chango: "...Mi inquietud se proyecta en la creación de una música popular bailable y de nuevos ritmos que atraigan a la juventud, tomando siempre como punto de partida a la más típica expresión argentina, el Folklore. Véalo con el sentido de lo bailable..."
El chango creó casi 10 ritmos folklóricos: LA MAREA, TAQUIRARI DE FUEGO, EL PLAYERO, LA MILONGA RAPIDA, CARNAVAL MODERNO, CARPERO, AIRE DE GATO, LITORALEÑA Y BURBUJAS.
Pronto, estos ritmos pegadizos del cantar y bailar, le darán grandes satisfacciones al chango de la mano de "Los de Córdoba" conjunto folklórico cordobés, que fuera integrado por cuatro excelentes músicos: Héctor Pacheco, Hugo Monges, Roque Martinez y Oscar Bobadilla, quienes en el festival Cosquín VI edición del año ' 66, en el rubro Consagración canción más popular, obtuvieron el segundo puesto, con la obra del chango Rodríguez y Randulfo Rodas, "El Mundial" - Aire de gato - ; el primer puesto por muy pocos votos de diferencia, fue para "El Corralero".
En la edición del Festival de Cosquín VII del año ' 67, este mismo conjunto obtuvo de nuevo el segundo lugar con "La Balandra" - Marea del Chango Rodriguez.
El Chango tuvo un programa de radio en LV2 Radio General Paz allá por el año 1969. Éste se llamaba "El fogón de los arrieros", que iba todos los martes, en el horario de 18 a 18:30 hs.
Ese año, conoce en la LV2, al conjunto Los Dantes (de género bolero); Lito Soria - uno de sus integrantes- cuenta: "... El chango nos escuchó, y luego nos propuso que cantáramos los ritmos nuevos que él estaba innovando para el folklore, así fue que nació el conjunto musical "Los tres de la cantina", a mediados de la década del '70, integrado por Roberto Sarrión, El Chango Rodríguez y yo ( Lito )".
Los ensayos se realizaban en la casa de la Señora del Chango, Riobamba esquina Colón; hoy en día este lugar atesora los recuerdos, canciones y anécdotas, que son sólo eco de una mujer, " la gringa " y una destinataria Claudia, su hija.-
Este Trío con ritmos de canciones inéditas, hizo su debut en Cosquin Xª Edición del año' 71. El desaire de disconformidad expresada por algunos de los miembros integrantes de la Comisión Nacional de Folklore en aquel año para con el conjunto, no los desanimó. Pronto los aplausos, el asombro, y el cariño de la plaza, se hicieron sentir en aquella noche de Cosquin, que sólo fue para ellos. El jurado popular, dictaminó que la canción ganadora en el rubro Canción Inédita Popular fuese para "María Cosquin" - ritmo marea- del Chango Rodríguez
El popular grupo grabó su primer LP " Los tres de la Cantina" con 12 canciones, la mayoría de ritmo marea. Entre ellas," El soldado desconocido"- Litoraleña, "Eres mi tentación"- Marea, "Para ti, Córdoba" - Taquirari de fuego, "Jacito Araos" - Marea , "Amor y juramento"- Marea, "De Alberdi"- Zamba; y un disco Simple con "María Cosquin"- Marea y "Bosques de pinos"- Marea.
Un 31 de julio del ' 73, Roberto, Lito y Quique Villagra formaron el famoso conjunto Los de Alberdi, y lo hicieron en esa fecha en conmemoración al cumpleaños de José Ignacio Rodríguez. - El Chango
A Rodríguez le gustó andar al medio en la escala del éxito. Él siempre decía: " ...No me gusta ser primero ni último; quiero tirar y regular.... Porque sí tiro flojo, me caigo, y si tiro fuerte se corta...." ( Diario de Río Cuarto, 1963 )
Para este hombre de profunda inspiración poética, precursor en la creación de ritmos modernos en el folklore, que tenía la virtud de puntear la guitarra y acompañarse sólo, la Pampa sureña, el Litoral rumoroso de agua, la quietud colonial del Norte, los trigales Santafecinos, las vides Cuyanas, la Patagonia de vientos agrestes, las sierras de Córdoba, serán el fruto para sus maravillosas creaciones.-
"...Yo tengo un mundo diferente en mis manos. Yo tengo mi guitarra y mi canto, y eso es mi vida. Las canciones que han salido de mí, traspasaron las fronteras y están en la calle. Es como si yo estuviera en libertad. ¡ Qué hermoso !

¿ Verdad Amigo ?....." ( Revista Folklore Argentino, año 1966 )


"Chango Rodríguez"







Fuentes: http://www.changorodriguez.com

lunes, 27 de julio de 2015

DÍA DEL ANTROPOLOGO





El 27 de julio de 1972 se fundaba el Colegio de Graduados en Antropología. En nuestro país ese día quedaría establecido como el Día del Antropólogo. Por este motivo queremos saludar en este envío del mes de Agosto a todos los colegas del país que ejercen nuestra querida profesión.


Edgardo Garbulsky, In Memoriam


Confluimos en Rosario en 1962. De los cuatro rumbos, esperanzados estudiantes de antropología armamos un congreso para conocernos. Cruzamos tonadas y proyectos y nos animamos a crear la ONEA, Organización Nacional de Estudiantes de Antropología. Ahí estaban los locales, ofreciéndonos sus casas para alojarnos, compartiendo almuerzos en el comedor estudiantil, cenando y farreando tupido. Y entre ellos una figura flaca, de rostro irónico, polemista acérrimo a quien apodamos El Fauno. Edgardo Garbulsky. No sé qué tuvo ese congreso que nos ató para siempre. No nos vimos demasiado, creo que tampoco supimos ni sabemos demasiado de nuestras vidas. Pero el encuentro siempre enciende esa solidaridad fuerte, como si nos hubiéramos visto ayer y la sintonía de ideales y sueños. Hace unos años nos llegó un colega peruano, “compañero de la ONEA”, credencial suficiente para recibirlo. Nos desparramamos, arqueólogos y sociales (que entonces nos llamábamos todos antropólogos), por los cuatro rincones del país. Y luego fuera de él.

Las dictaduras golpearon duro nuestras carreras. Rosario sufrió intervenciones y cierres. Por mucho tiempo sólo pudieron ser profesores de Historia especializados en antropología, no antropólogos, pese a la excelencia de sus maestros. Y en la lucha, siempre Edgardo Garbulsky. En la lucha propia y en las nuestras. Tuvo que exiliarse en Chile en una época, y regresar de prisa tras una estada en un campo de concentración pinochetista. Después aguantó, cuando otros de nosotros debimos probar suerte en otros ámbitos. En mi caso, con la ayuda de los compañeros de la ONEA radicados en Brasil.

Recuerdo mi primer retorno a la patria, la dictadura casi en fuga, en 1983 en el Primer Congreso de Antropología Social en Posadas. Desembarqué en medio de una fiesta de bienvenida, todo el mundo bebiendo y bailando. Y alguien me abrazó. Espié la credencial del efusivo amigo: EDGARDO GARBULSKY. Apreté el abrazo. Estaba más gordo, pero su rostro mostraba la inolvidable sonrisa faunesca. Me sentí contento de volver a la patria y ahí empezó a madurar la idea del retorno. Por recuperar a esas personas ya valía la pena pegar la vuelta.

Después nos enganchamos en la vida “normal”: congresos, cursos, concursos, reuniones. Algunas comidas juntos. Y él siempre comprometido en todas las causas, multiplicando por e-mail los avisos de colegas y de indígenas, insobornable hombre político. Siempre se podía contar con Edgardo Garbulsky.

Y ahora, la partida. Junto con otros colegas que nos dejaron, algunos muy jóvenes, otros en estas edades en que el fin pasa a ser lógico. Entonces, el pedido de escribir algo. ¿De quién? ¿De ese ser casi desconocido, de cuya trayectoria no guardamos detalle? Dudamos. Es difícil transmitir el enorme afecto forjado en tan pocas ocasiones. Edgardo es la antropología en este país. Antropólogo desde los huesos. Escudriñador de la historia de nuestra ciencia, animador de congresos, partidario extremoso de este Colegio de Graduados que peleó varias causas rosarinas. A una edad en que ya se puede dormir cómodamente en los laureles, preparaba su tesis doctoral. Nos la debe.

Nada más. Solo el dolor, pero al mismo tiempo la alegría de haberlo conocido.

Hasta siempre, Edgardo.


Hugo Ratier




www.cgantropologia.org.ar

sábado, 18 de julio de 2015

MANUEL GÁLVEZ






Manuel Gálvez (ParanáEntre Ríos18 de julio de 1882 - † Buenos Aires,14 de noviembre de 1962), narrador, poeta, ensayista, historiador y biógrafo argentino.
De una antigua familia criolla (descendía del fundador de Buenos Aires,Juan de Garay), acomodada y entregada a la política, recibió una esmerada educación en la provincia de Santa Fe, y estudió Leyes en Buenos Aires, pero no quiso hacer carrera política ni entregarse a la abogacía y fundó en 1903 la revista Ideas. Viajó después por toda Europa. Junto a Ricardo Rojas y Leopoldo Lugones se comprometió con la denominada "reacción nacionalista" cuyo objetivo fue rescatar el legado cultural español y fomentar el orgullo por pertenecer a una misma raza hispánica. Hizo por entonces su única aproximación a la lírica con dos libros, El enigma interior (Buenos Aires: [s.p.i.], 1907) y Sendero de humildad (Buenos Aires: Moen, 1909), de sesgo posmodernista y centrados en las preocupaciones religiosas del autor, recientemente convertido al Catolicismo.El 21 de abril de 1910, Manuel Gálvez (Manolo) contrae matrimonio con Delfina Bunge, reconocida escritora argentina.Desde la prensa defendió la profesionalización del escritor y se convirtió en un activo promotor de empresas culturales, revitalizando la vida literaria y periodística de la nación. Publicó las primeras obras de no pocos autores jóvenes desde las empresas editoriales que llegó a dirigir y propagó generosamente sus méritos mediante la crítica literaria en sus artículos periodísticos. Su primera obra importante fue El diario de Gabriel Quiroga. Opiniones sobre la vida argentina (Buenos Aires: Moen, 1910), novela que suponía ya su acercamiento a la "reacción nacionalista" luego reforzado con su novela El solar de la raza, (1913); luego siguió una multitud de novelas que hacen pensar en él como el Benito Pérez Galdós argentino, por su intención de reflejar fielmente todos los aspectos de historia reciente y de la sociedad contemporánea en su país. Así se lo propuso conscientemente el propio autor, como declaró en sus Memorias:
"Me refiero al plan que tracé en 1912. ¿Había en ese plan ambicioso alguna influencia de Balzac, de Zola, y, acaso, de Pérez Galdós y Baroja? No es imposible, sobre todo, del primero. La formidable construcción del maestro, que comprende toda, o casi toda, la sociedad francesa de su época, me tenía impresionado. Yo también soñé con describir, a volumen por año, la sociedad argentina de mi tiempo. El plan abarcaba unas veinte novelas, agrupadas en trilogías. Debían evocar la vida provinciana, la vida porteña y el campo; el mundo político, intelectual y social; los negocios, las oficinas y la existencia obrera en la urbe; el heroísmo, tanto en la guerra con el extranjero como en la lucha contra el indio y la naturaleza; y algo más."
Obtuvo el premio Municipal con Nacha Regules (1919) y el Nacional con El general Quiroga (1932). Acaso su novela más célebre sea El mal metafísico (1916), que pretende describir a su generación. Muy lograda es su novela El gaucho de los cerrillos. Como ensayista, si dejamos fuera sus innumerables artículos periodísticos, empezó con Informe sobre el paro forzoso (Buenos Aires: Alsina, 1913).
Fue elegido académico de la Argentina de Letras y miembro correspondiente de la Real Academia Española en 1928. Fundó la sección argentina del Pen Club en Buenos Aires y fue nominado en tres ocasiones para el premio Nobel de Literatura (1933, 1934 y 1951).
Dejó cincuenta y ocho libros publicados y diez inéditos. Entre su obra novelística la crítica destaca las obras siguientes: La maestra normal (Buenos Aires: Nosotros, 1914), El mal metafísico (Buenos Aires: Nosotros, 1916), La sombra del convento(Buenos Aires: Agencia General de Librería y Publicaciones, 1917) y Nacha Regules(Buenos Aires: Pax, 1919), Historia de un arrabal (Buenos Aires: Agencia General de Librería y Publicaciones, 1922), Hombres en soledad (Buenos Aires: Club del Libro, 1938).
Del conjunto de su obra se destacan tres de sus biografías: la de Hipólito Yrigoyen, la de Juan Manuel de Rosas y la de Domingo Faustino Sarmiento. También escribió una inspirada biografía de Ceferino Namuncurá: "El santito de la toldería".